jueves, 8 de mayo de 2014

Por siempre


Sin ninguna impaciencia soñaré,
Me inclinaré al trabajo
Que no termina nunca,
Y poco a poco en lo alto
De renacidos brazos
Se reabrirán manos auxiliadoras,
En sus concavidades
Ojos se reabrirán, con luz de nuevo,
Y, de improviso intacta
Habrás surgido, me hará de guía
Nuevamente tu voz,
Por siempre vuelvo a verte.

Giuseppe Ungaretti (1888-1970).

No hay comentarios:

Publicar un comentario