jueves, 15 de agosto de 2013

The Reproduction of Profiles, 1987

Sólo en conexión con un cuerpo, tiene sentido una sombra. Yo
llamé perro a la mía, el modo en que corría delante de mí en la
polvareda, respirando veloz y estirando su pequeño hocico ahí
adelante -- pese a que hay intervalos en que la luz se aquieta y
el aire no resiste. Abandonada en mi cuerpo, la memoria de las
casas a una cierta distancia, sus techos y chimeneas para que la
oscuridad fluya en convenciones arbitrarias. Por eso no te gusta
cuando me emborracho. Me quedo dormida en la calle, sin una
mísera sombra donde yacer y el gentío se agolpa a mirar, teme-
roso de verse defraudado.


Rosmarie Waldrop


No hay comentarios:

Publicar un comentario